17/10/13

RYANAIR PLANEA RECUPERAR SUS RUTAS DESDE ASTURIAS

La aerolínea low-cost Ryanair, que operó entre abril de 2012 y marzo de 2013 rutas desde Asturias a Madrid, Barcelona, Gran Canaria y Tenerife Sur, se plantea volver a operar en el aeropuerto asturiano.


Ryanair ha anunciado que tras la bajada de tasas, quiere recuperar todos los vuelos que operaba en España y que se vio obligada a cancelar el pasado marzo por la subida de tasas.




La bonificación de hasta el 100% de las tasas aeroportuarias para las aerolíneas que abran nuevas rutas a partir del 1 de enero de 2014 está detrás de la posible vuelta de la popular low-cost al aeropuerto de Asturias.

A pesar de la discreta ocupación media de sus aviones en Asturias (entorno al 60%) en  marzo de este año replegaron alas alegando la fuerte subida de tasas de AENA en los aeropuertos de Madrid y Barcelona, a donde operaba dos frecuencias diarias por sentido desde Asturias, y cancelaron completamente su operativa en Asturias y Bilbao, junto con un fuerte recorte de rutas y frecuencias en el Prat y Barajas.

El ministerio de Fomento anunció una fortísima subida de las tasas aéreas, respondida  por las aerolíneas con la afirmación de que lejos de aumentar la recaudación iba a provocar una caída del número de viajeros e ingresos. El ministerio y Aena sostuvieron que sólo eran amenazas que no se traducirían en nada concreto. Pero llegaron los recortes.
Primero Ryanair y su anuncio de recortar vuelos desde Madrid y Barcelona y poco  después Easyjet que cerraba su base de Madrid (a donde sigue volando, pero ya no tiene ni vuelos internos ni aviones basados en nuestro país). Pero no sólo el recorte llegó de la mano de las compañías low-cost, cuya política de precios es mucho más sensible al alza de tasas, sino que compañías "de bandera" también comenzaron a recortar frecuencias y rutas. Fomento seguía sosteniendo que otras aerolíneas sustituirían a las que se marchaban.  


Ryanair recortó entonces más de un 12% sus frecuencias en España, con un descenso en su tráfico de pasajeros a Madrid hasta situarlo en los 3,4 millones de viajeros, en lugar de los 5,3 millones registrados un año antes. También en Barcelona se pasó de los 5,4 millones a los 4,2 millones previstos.
Ryanair aseguró entonces que la política de tasas de AENA estaba condenando al ente a la pérdida de pasajeros y que sólo volverían a crecer cuando estas se asimilaran a otros aeropuertos europeos.

Hoy, pasado el tiempo, la red de aeropuertos (salvo excepciones como Barcelona) pierde pasajeros y Aena tiene que reaccionar urgentemente olvidando aquella polémica sobre lo adecuado o no de subir las tasas. Hoy con el consiguiente paso atrás que conlleva la creación de  las nuevas bonificaciones por nuevas rutas y aumento de pasajeros a las compañías, el Ministerio rectifica su postura dándole la razón a las aerolíneas.

La escasa competencia de vuelos en Asturias, junto con la bonificación total de las tasas de pasajero que conseguirían con su vuelta al aeropuerto asturiano juegan a favor en la estrategia de Ryanair de recuperar pasaje en España, donde acumula notables pérdidas de pasajeros en lo que va de año.

Decidida a ganar de nuevo pasaje en España y volver a operar todos los vuelos que tenía en 2012, la aerolínea planea recuperar su protagonismo a partir de la próxima temporada de verano que comienza el último domingo de marzo.







Publicar un comentario