14/10/13

AENA INCENTIVA LA APERTURA DE NUEVAS RUTAS CON UNA BAJADA DEL 100% EN LAS TASAS AEROPORTUARIAS

✈ El descuento empezará a aplicarse a partir del 1 de Enero de 2014 tanto en rutas nacionales como internacionales.

✈ Se primará asimismo a aquellas compañías que capten más pasajeros en una ruta ya asentada, aplicándose reducciones de hasta el 75% 





Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA) está dispuesta a reducir sensiblemente las tasas que cobra a las compañías aéreas por cada pasajero que transportan con el objetivo de frenar la sangría de usuarios y operaciones que sufre toda la red aeroportuaria nacional. Ante un panorama de reducción de operaciones y caída generalizada de pasaje, el ente estatal plantea ahora un nuevo plan que incentive a las aerolíneas a abrir nuevas rutas y a consolidar las existentes con una rebaja significativa en el precio que cada pasajero debe abonar cada vez que se sube a un avión (las denominadas "Tasas de Pasajero")

Esta medida, que figura como enmienda en los Presupuestos Generales del Estado, permitirá aplicar una bonificación del 100% (75% en 2014 y el 25% restante en 2015 siempre y cuando se mantengan las cifras de pasaje) a las tasas de pasajero en rutas domésticas o internacionales

A su vez se plantea estimular las rutas ya existentes en todos los aeropuertos de la red mediante descuentos que llegarán al 75% siempre que la ruta registre aumentos de pasaje en su conjunto con respecto al ejercicio anterior, sin contabilizar pasaje captado de otras compañías.

TIPOS DE TASAS 

Las compañías aéreas no podrán alegar ya tasas elevadas y justificar así el cierre o la reducción de rutas ante semejante rebaja de tasas, que entrará en vigor el 1 de Enero de 2014.

Actualmente un pasajero abona 2 tipos de tasas diferentes cada vez que embarca en un avión. Por un lado existen las tasas de pasajero o aeroportuarias -sobre las que se aplicarán los descuentos explicados anteriormente- y las tasas de Navegación (control aéreo, rutas, aproximación...) que por el contrario no se verán reducidas y que dependen del tipo de avión empleado, su peso, etc.

Las tasas aeroportuarias suponen el 70% de las tasas que las compañías aéreas abonan a AENA y existen hasta un total de 150 tipos. Se definen como la suma de la cuantía por prestación de servicio y amortización de la infraestructura donde se incluye por ejemplo el uso de los mostradores de facturación, seguridad del aeropuerto, empleo de finger, amortización de la T4 de Barajas o la T1 de El Prat... En definitiva, cada pasajero de la red de AENA abona proporcionalmente todos estos conceptos a través de una tasa aeroportuaria que fija cada Estado y que incluso puede modificarse hasta 21 días antes de la salida del vuelo.

Esta reducción de tasas trae dos consecuencias inmediatas, que dependerá de la política tarifaria de cada operador. Por un lado las compañías tienen la opción de reducir el precio de los billetes -puesto que el importe por tasas se ha visto reducido considerablemente- y ganar nuevos pasajeros en rutas nuevas o consolidadas o por el contrario podrán seguir aplicando las mismas tarifas para aumentar así su rentabilidad aunque no consigan un aumento significativo de pasaje.
Publicar un comentario